keskiviikko 8. toukokuuta 2013

No se como hubiera sido sin vosotras, Raquel y Sonia

Esta entrada va para mis dos amigas de la infancia, con las que he compartido más momentos. Tristezas, penas, alegrías, enfados y la vida en sí.

Recuerdo cuando jugabamos en la calle con Javi, como Raquel era la princesa guerrera y Sonia mi hermana o un hada jaja, recuerdo como jugabamos en la cambra o Raquel y yo ibamos a casa Sonia a hablar en su habitación. También como en momentos fuimos y estuvimos en el mismo grupo. Como crecimos y cada una maduró un poco en su tiempo, como conocimos más gente, nos enamoramos, nos rompieron el corazón pero como siempre estaba la vecina al lado. Llamabamos y se hablaba, nos entendíamos, discutíamos o reíamos.

También los veranos nadando en la piscina de Sonia, aquellos veranos eternos pero que pasaban rápido. Cuando subíamos a la ermita. La ermita era nuestro lugar de juegos, como la calle o la cambra. Jugábamos a Digimon, Mimi era la paria jajaja. También jugando a los playmobils o viendo películas Disney. ¿Os acordais de Matrix 2 y la sorpresa que nos dimos? por aquel entonces aún estaba todo en VHS.

Se lo he agradecido con los años en modo de dibujos, en cartas o simplemente con la presencia pero es verdad, las tres hemos sido las tres mosqueteras y pese a que nos distanciaramos, pese a que el tiempo pase o cada una tenga sus amistades, se que las tres estaremos unidas. Hemos estado unidas pese al tiempo, pese a todo. Mi vida hubiera sido diferente si no las hubiera tenido de amigas, de vecinas y agradezco haber vivido en mi calle con ellas. Esta entrada es muy poco para todo lo que merecen pero nunca esta demás que lo sepa todo el mundo, que ellas dos son mis angelitos.

Y sí, mis mejores amigos se cuentan con una mano y estoy más que feliz por ello. Muchas gracias por todos estos años y momentos.

Os quiero! <3

Ei kommentteja:

Lähetä kommentti